Asociación Tikal

31 Historia y futuro de la ilustración arquitectónica aplicada a Piedras Negras, Guatemala – Heather Hurst – Simposio 14, Año 2000

Descargar este artículo en formato PDF

Hurst, Heather

2001    Historia y futuro de la ilustración arquitectónica aplicada a Piedras Negras, Guatemala. En XIV Simposio de Investigaciones Arqueológicas en Guatemala, 2000 (editado por J.P. Laporte, A.C. Suasnávar y B. Arroyo), pp.427-434. Museo Nacional de Arqueología y Etnología, Guatemala (versión digital).

31

HISTORIA Y FUTURO DE LA ILUSTRACIÓN ARQUITECTÓNICA

APLICADA A PIEDRAS NEGRAS, GUATEMALA

Heather Hurst

La ilustración arquitectónica ha sido una gran parte de los estudios Mayas desde su principio. Ejemplos existen de las primeras investigaciones de Landa en Chichen Itza y de otros. El dibujo por Antonio Bernasconi del Palacio en Palenque, hecho en 1784, es un ejemplo muy temprano de la ilustración arquitectónica. Los dibujos arquitectónicos se desarrollan con el tiempo según los estilos populares, pero la función no ha cambiado: es decir, representan una vista de los métodos de construcción, y compartir una visión de la estética y la vida de la cultura Maya al público. En los estudios Mayas, nadie merece más atención que Tatiana Proskouriakoff en cuanto a sus aportaciones en asuntos de ilustración. Ella estableció el estándar de ilustración arquitectónica. En las investigaciones actuales en Piedras Negras continuamos la tradición de ilustración pero con avances en la tecnología.

Cuando uno piensa en Piedras Negras, Uxmal o Palenque, las imágenes comunes son las vistas famosas de Tatiana Proskouriakoff (Figura 1). Proskouriakoff ingresó en los estudios de arqueología de los Mayas como una arquitecta. Su interés y profesión se extendieron a incluir el arte, los monumentos y la epigrafía de los Mayas. Una artista y estudiante excelente, la contribución a los estudios de los Mayas de Tatiana Proskouriakoff cambió la percepción y las metodologías, sobre todo nos dio una visión del mundo Maya antiguo.

Tania nació en Siberia en 1909. Su abuelo era un profesor de Ciencias Naturales y escribió artículos de la arqueología de Siberia. Su padre era químico e ingeniero; su madre era doctora. En 1915 el gobierno asignó al padre de Tania para supervisar la fábrica de armas en la ciudad de Philadelphia. La familia se mudó en 1916 a los Estados Unidos, y Philadelphia resultó ser su residencia permanente en los siguientes años, debido en parte a la Revolución en Rusia. Tania y su hermana crecieron como americanas.

Tania recibió su licenciatura de Arquitectura de Pennsylvania State College en 1930, pero aunque era una estudiante brillante, se encontró en los malos tiempos de desempleo de la Gran Depresión. Regresando a Philadelphia, ella encontró trabajo en un almacén, e hizo dibujos para un conservador del Museo de la Universidad de Pennsylvania por un salario muy pequeño. Estos dibujos capturaron la atención de Linton Satterthwaite, el director del Museo, quien buscaba a alguien para hacer dibujos reconstructivos de los edificios que fueron excavados en Piedras Negras. El invitó a Tania a participar en la expedición, sin salario, pero los costos de viaje fueron cubiertos por él. Así, la carrera de Tania comenzó.

El Museo de la Universidad empezó a trabajar en Piedras Negras en 1931, bajo la dirección de Alden Mason, y después de 1934, bajo la dirección de Satterthwaite. Tania trabajó en Piedras Negras desde 1934 hasta 1938. Estos años fueron un periodo estimulante de dibujo para Tania; ella descubrió su visión de los Mayas y desarrolló sus métodos de dibujar y examinar científicamente. Su trabajo en Piedras Negras – cómo hacer algún dibujo arquitectónico – empezó por el mapeo. Así podemos ver la participación de Tania con la expedición del Museo por los dibujos que hizo durante este tiempo.

El Museo de la Universidad de Pennsylvania comenzó a mapear la topografía y a establecer las plantas de los edificios sobre el mapa en los primeros años del proyecto. Primero bajo la dirección de Egan Wyer en 1931, y luego bajo la dirección de Fred Parris los dos años siguientes. Parris hizo el mapa de la mayoría del sitio, más de 1 km², utilizando tránsito y estadia.

Tania continuó el trabajo de Parris haciendo plantas más exactas de los edificios por todas partes del sitio y puso las plantas sobre el mapa. Ella midió todo por el método de triangulación, utilizando solamente el tránsito como ayuda. De esta manera, ellos hicieron el mapa de Piedras Negras que nosotros utilizamos hoy. Para mérito de Tania, ella hizo una gran área de las plantas del sitio, incluyendo las de la Acrópolis, muchos del Grupo R, y mapeó la posición del Grupo Sur con relación al mapa existente.

Además de mapeo, ella dibujó unos artefactos y entierros especiales, e hizo dibujos reconstructivos en perspectiva de la arquitectura. Su trabajo incluye las vistas exteriores e interiores del baño de vapor P-7, la serie de K-5 que ilustra sus cambios arquitectónicos por estadios constructivos, y el famoso dibujo de la Acrópolis del Clásico Tardío.

El dibujo de la Acrópolis por Tania comenzó con el trabajo de campo en Piedras Negras (Figura 1). Tania mapeó cada edificio en la Acrópolis y esbozó reconstrucciones durante los tres años que ella estuvo en el sitio. Satterthwaite notó que después de todos los trabajos del campo, Tania continuó trabajando por dos meses más completando el dibujo de la Acrópolis (Satterthwaite 1943:6).

Este dibujo es extraordinario, y también representa un cambio en la historia de la ilustración arqueológica. Satterthwaite lo vio como una representación científica, y lo definió así en su reporte sobre la arqueología de Piedras Negras, “Nada del dibujo es el resultado de la imaginación libre” (1943:21). Satterthwaite reconoció dos problemas con los dibujos y pinturas anteriores: primero, tenían ilustraciones de edificios sencillos, pero las vistas del grupo total de un sitio eran escasas, y segundo, usualmente el dibujo describió la condición actual de las ruinas. Cuando se pintaban reconstrucciones, estas eran visiones fantásticas. Satterthwaite quería convertir la tradición de dibujo arqueológico en un estándar de ilustración científica. Tania era la artista perfecta por esto. La vista de la Acrópolis fue comisionada para demostrar la estética de los Mayas y dar una idea del grupo arquitectónico en su época original de uso.

Es imposible tener toda la información que se necesita para un dibujo como éste. Tania escribió una lista muy acertada de la información que tenía cuando hizo el dibujo. Por ejemplo, todavía hay preguntas sobre la escalera a J-8 y J-18, puesto que ellos no las encontraron en las excavaciones. Otras preguntas surgen por la presencia de las alfardas, la organización de las cornisas, esquinas redondeadas o rectangulares, el tipo de techo y la presencia de las cresterías (Satterthwaite 1943:32; Proskouriakoff 1946:15-16). De su método, hay una nota en que ella formaba ángulos derechos correctos en los edificios que son casi cuadrados para reducir el trabajo (Satterthwaite 1943:21). Ella explicó la evidencia que tenía, y presentó la información que ella usó para decidir la forma de reconstrucción.

Tania viajó a Palenque y Chichen Itza cuando estaba trabajando en Piedras Negras para comparar la arquitectura y entender mejor lo que vio allí. La escultura bien preservada de Palenque inspiró su reconstrucción de los diseños en las fachadas de los edificios en la Acrópolis de Piedras Negras (Satterthwaite 1943:32). El dibujo nos demuestra la relación espacial de los patios uno con otro. También demuestra la unificación del estilo arquitectónico de todo el grupo de la Acrópolis y el tipo de construcción de Piedras Negras, mientras tanto las notas dan los detalles de la evidencia que ella utilizó en la formulación del dibujo. De esta manera podemos utilizar el dibujo de la Acrópolis como un documento científico.

Tania dibujó el baño de vapor P-7 en dos vistas, el exterior y el interior (Figura 2). El exterior exhibe que el edificio es simple, no tiene mucha ornamentación. La vista interior es una interacción con la arquitectura y la función del baño. Se nota que estamos al mismo nivel de los ojos del hombre en el centro. P-7 es una expresión de construcción sin paralelo. Tania presentó la idea que el techo está formado de una semi bóveda en piedra con un techo de viga y mortero. Esta idea es muy perceptiva porque no hay muchos ejemplos de este tipo en la región Maya. Las excavaciones de Mark y Jessica Child en los años 1997 hasta 2000 confirmaron que Tania tenía razón.

El Museo comenzó la excavación en el templo K-5 en 1936. Fue una gran operación pues ellos quitaron una tras otra casi cada fase de construcción. Tania documentó el cambio en estos dos dibujos, K-5 tercero, y K-5 primero. Los dibujos ilustraron el estilo arquitectónico de Petén y cómo se desarrolló. Los dibujos clarifican la edad y el uso del templo. La serie de dibujos de K-5 posiblemente estaba completa porque ellos excavaron muy agresivamente. Esto no es posible hoy. Ellos aprendieron mucho de la estratigrafía del templo, pero hoy nosotros tenemos sentimientos diferentes de la ética de preservación de la arquitectura, así como también de la selva. Estos dibujos representan una era arqueológica que ya ha pasado.

Sylvanus Morley, de la Institución de Carnegie, se interesó en el trabajo de Tania exactamente cuando el apoyo financiero estaba por retirarse. Morley vio su dibujo de la Acrópolis de Piedras Negras y consiguió el financiamiento para que ella pudiera dibujar una serie de reconstrucciones de las ciudades importantes de los Mayas antiguos. Tania fue contrataba como miembro de personal de artistas de la Institución. En 1939 fue a Copan, Honduras, y después viajó a Chichen Itza por la región Puuc. Así surgió la ilustración del Mercado de Chichen Itza. Ella hizo dibujos medidos en el campo y realizó los dibujos finales en su nueva casa en Cambridge, en la División de Investigación Histórica de Carnegie, al lado del Museo Peabody de Harvard. Ella se quedó allí por el resto de su carrera en la posición de la Conservadora Honoraria del Arte de los Mayas después de la Institución de Carnegie terminó en 1958. Este trabajo, “Un Álbum de Arquitectura de los Mayas”, fue la primera publicación de Tania, publicada en 1946.

Como en los trabajos del Museo de la Universidad de Pennsylvania, ahora nos interesamos en la ilustración arquitectónica de las nuevas excavaciones. En el Proyecto Arqueológico Piedras Negras hay dos objetivos similares a los del Proyecto del Museo durante los años 30: primero, extender el mapa del sitio y hacerlo con más precisión, y segundo, producir dibujos reconstructivos de la arquitectura en perspectiva. Como antes, el mapa permite realizar los dibujos, y aunque muchos de los métodos de medir edificios individuales son los mismos, mucha de la tecnología es diferente. Este cambio en la tecnología tiene un efecto sobre el arte. Vamos a discutir los nuevos dibujos de Piedras Negras y explorar el cambio de la técnica de dibujar.

En 1998, ingresé en el Proyecto Arqueológico Piedras Negras para hacer dibujos reconstructivos de la arquitectura excavada, incluyendo una vista nueva de la Acrópolis (Figura 3). S. Houston y H. Escobedo comparten el sentimiento de Satterthwaite acerca de que estos dibujos tienen un valor científico en la arqueología. Decidimos que esta vista de la Acrópolis debe consistir solamente de la información arqueológica, por lo que los edificios no están reconstruidos. Las únicas reconstrucciones son las fachadas de las plataformas y las escaleras para la continuación de los planos. Aquí podemos utilizar el dibujo para visualizar la información sin la adición de construcciones hipotéticas, por esto, este dibujo complementa el de Tania.

Yo hice la vista de una perspectiva imaginaria arriba del río Usumacinta, casi perpendicular a la vista de Tania. Nosotros elegimos esta vista porque ilustra la organización de los Patios 1, 2, y 3, donde están las excavaciones de Houston y Charles Golden. La vista es diferente, y la tecnología para coleccionar la información es diferente también.

Utilicé el mapa de Parris y Proskouriakoff, pero lo suplementé con nueva información recopilada por Zachary Nelson y Charles Golden en la Acrópolis. Ellos mapearon los pozos de excavación y puntos en la arquitectura con una máquina Topcon. El programa de CAD traduce los puntos digitales a un registro de tres ejes. Todas las medidas de distancia son calculadas por las plantas y perfiles; además, se comparó la elevación relativa de distancias muy largas. Esta tecnología facilita la realización de todos los dibujos.

Por ejemplo, ya trabajé con el Proyecto del Mapeo Palenque bajo la dirección de Ed Barnhart, quienes están mapeando todo el sitio de Palenque, la topografía y sus rasgos arquitectónicos. La información digital me ayuda a dibujar los grupos arquitectónicos en el paisaje realista del punto de visión.

El trabajo de Zachary Nelson, Tim Murtha, y Rachel Cane del Proyecto Arqueológico Piedras Negras en los dos años pasados está preparando la misma información para completar los dibujos. El resultado de este cambio en tecnología es más preciso, más rápido, y produce información que es fácil de manipular.

Un objetivo del Proyecto Arqueológico Piedras Negras es dibujar ejemplos de los grupos de las todas secciones del sitio. Ahora los dibujos reflejan las excavaciones nuevas. Hice vistas de los baños de vapor, de unos grupos residenciales, y de otros grupos ceremoniales.

Los baños de vapor son una característica muy expresiva en Piedras Negras (Figura 4). Hay ocho en el centro, y este año David Webster, y Mark y Jessica Child excavaron un noveno en la periferia. Los Child se concentraron en excavaciones en los baños de vapor S-2 y S-4 en 1998. Hice este dibujo al mismo estilo como el dibujo de la Acrópolis, ya que muestra los muros que fueron excavados. En el caso de los baños de vapor, este tipo de dibujo nos da más información de la ingeniería y la arquitectura. Una reconstrucción habría escondido la función del edificio.

Un ejemplo de un grupo residencial es el grupo U en el sur del sitio, excavado por Christian Wells y Luis Romero en 1998 y 1999. Una sucesión de plataformas con bancas elevadas y escaleras formales se combinan en el grupo. Trabajé con Wells durante las excavaciones y fue posible buscar respuestas a mis preguntas mientras que dibujé la arquitectura. El dibujo muestra solamente las piedras. Después, es posible probar reconstrucciones diferentes de estructuras perecederas.

Las excavaciones de Héctor Escobedo se concentraron en los templos del Grupo R. Este año hice la vista de la escalera de R-10 hasta R-5. El dibujo contiene mucho y abarca el trabajo de Escobedo en R-2 y R-5, y el trabajo de Mark y Jessica Child en R-3. El dibujo está realizado con la información que Zachary Nelson. Hice la reconstrucción con precisión, pero tuve que incluir construcciones hipotéticas de las partes de arriba de los edificios.

R-2 tiene una moldura muy elegante en la fachada oeste que reconstruí en la fachada este también, porque ésta estaba muy destruida. Todavía tenemos preguntas de la forma de los edificios R-3 y R-4. Las notas de Morley y Satterthwaite describieron un techo construido de viga y mortero, porque no hay evidencia de suficientes lajas que pueden caracterizar una bóveda de piedras (Morley 1937-1938:12; Satterthwaite 1933:11), pero Child dice que una bóveda de piedra es possible en vista del volumen de material (comunicación personal 2000).

Tania trabajó mucho en el Grupo R, e hizo un dibujo de R-3 que permanece inédito en el Museo Nacional de Arqueología de Guatemala. Originalmente, Satterthwaite pensó que había dos puertas en R-3, pero yo lo representé con una puerta de acuerdo a la planta por Proskouriakoff (Satterthwaite 1933:11). Tania dibujó R-3 con un techo plano de viga y mortero, yo lo ilustré con uno de piedra, pero al tener estuco la forma es igual. Una diferencia de los dibujos son las alfardas. Tania representó alfardas como bloques en R-2, y gruesos en R-3. Yo pinté la alfarda de R-2 según la forma que Escobedo encontró este año. Además, la alfarda de R-3 no existe (M. Child, comunicación personal 2000).

Porque no tenemos toda la información, hay algunas cosas hipotéticas. R-4 nunca ha sido excavada, pero las terrazas están bien preservadas en el oeste. Sobre ella hay suficiente piedra para una estructura; por esto, yo dibujé un templo similar a R-3. Finalmente, la presencia de una crestería es hipotética también. R-5 tiene un muro detrás que es muy grueso, más de 3.5 m de ancho, y seguramente tenía una crestería. La forma de la planta de R-3 es similar a R-5 y a otros de Piedras Negras, por ejemplo J-4, J-23, y los edificios de Tikal que tenían crestería. Por esta razón, yo retraté las cresterías en R-3 y R-4 también, pero estos son de material perecedero cubierto por estuco para reducir el peso.

Las dos ilustraciones del Grupo R demuestran la continuación de los dibujos reconstructivos de los años 30 al presente en Piedras Negras. Todos estos dibujos nuevos están fundados en el trabajo de Tatiana Proskouriakoff. Ella estableció la base de ilustración arquitectónica de los Mayas, y demostró cómo la combinación del arte y la erudición produce una visión nueva. Aunque el trabajo manual de tomar medidas y esbozar en el campo es igual que en los años 30, en este tiempo la tecnología cambia la forma de información que podemos manipular. Todavía la mano del artista es lo mejor, pero ahora está combinada con la computadora para llevar la información al dibujo.

En conclusión, la tradición de la ilustración arquitectónica continúa ofreciendo nuevas vistas en arqueología. El futuro va a desarrollar esta coyuntura entre los arqueólogos, las artistas, y los diseñadores gráficos. Sin embargo, la función de las ilustraciones es de ayuda en el discurso científico, y presenta una visión arqueológica que captura al público.

El trabajo de Proskouriakoff continúa acercándonos a la era “virtual”. Una artista excepcional, Tatiana Proskouriakoff es una figura brillante en la historia de los estudios Mayas. En su trabajo de campo y su presentación, ella daba énfasis a la necesidad de precisión y capacidad, especialmente en los dibujos. Proskouriakoff buscó el nivel más alto en la responsabilidad de las investigaciones y teorías. Ella recibió la Orden del Quetzal en 1983 por una vida de contribución increíble a los estudios de los Mayas en Guatemala. Proskouriakoff murió en 1985 y en el año 1998 nosotros enterramos sus cenizas en la Acrópolis de Piedras Negras en una ceremonia en su memoria. Este año se colocó un monumento nuevo. Tatiana Proskouriakoff se queda en Piedras Negras donde comenzó su visión.

REFERENCIAS

Morley, Sylvanus G.

1937-8        The Inscriptions of Peten. Carnegie Institution of Washington Publication 437. Washington, D.C.

Proskouriakoff, Tatiana

1946                An Album of Maya Architecture. Carnegie Institution of Washington. Washington, D.C.

Satterthwaite, Linton

1933                Piedras Negras Preliminary Papers: Number I. University of Pennsylvania Museum Press. Philadelphia.

1943        Piedras Negras Archaeology: Architecture. University of Pennsylvania Museum Press. Philadelphia.

Figura 1 La Acrópolis de Piedras Negras, Guatemala, por Tatiana Proskouriakoff

Figura 2 El baño de vapor P-7, por Tatiana Proskouriakoff

Figura 3 La Acrópolis de Piedras Negras, Guatemala, por Heather Hurst

Figura 4 Los baños de vapor S-2 y S-4, por Heather Hurst

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *