Asociación Tikal

Descarga este artículo en formato PDF

Orrego Corzo, Miguel

1991  Enfoque del sitio arqueológico Tak´alik Ab´aj (antes Abaj Takalik). En II Simposio de Investigaciones Arqueológicas en Guatemala, 1988 (editado por J.P. Laporte, S. Villagrán, H. Escobedo, D. de González y J. Valdés), pp.1-7. Museo Nacional de Arqueología y Etnología, Guatemala.

 

1

ENFOQUE DEL SITIO ARQUEOLÓGICO TAK´ALIK AB´AJ

(ANTES ABAJ TAKALIK)

Miguel Orrego Corzo

Nota de la edición: se ha actualizado el nombre del sitio a Tak´alik Ab´aj

La realización de un nuevo proyecto arqueológico en Tak´alik Ab´aj, primeramente fue planteado haciendo énfasis en la gran importancia que para la ciencia de la arqueología representa el sitio en cuestión y al mismo tiempo se puntualizó en la necesidad de efectuar un trabajo de equipo coordinado, que finalmente permita la presentación de resultados que no se limiten puramente a lo descriptivo, sino más bien a un estudio profundo y multidisciplinario de los diferentes aspectos de los grupos humanos antiguos que integraron la sociedad que antaño pobló el sitio, cuyo grandioso pasado puede trascender hacia el futuro del pueblo guatemalteco, mediante la aplicación de sistemas y métodos apropiados de investigación arqueológica y de conservación. Es por ello que el punto de partida toca los antecedentes del proyecto, los cuales en forma directa incidieron en la planificación y programación de objetivos de trabajo que actualmente se está realizando.

Tak´alik Ab´aj, está situado en la parte suroeste de la región de la boca costa del Pacífico (Figura 1) y a unos 600 m SNM. Se localiza a 4.5 km al norte del municipio de El Asintal, Retalhuleu, siguiendo el curso de la carretera nacional 6W, que desde este municipio conduce a Colomba Costa Cuca. Desde la ciudad de Guatemala, Tak´alik Ab´aj queda a unos 200 km de distancia siguiendo la carretera internacional CA‑2 que conduce a Coatepeque y a la frontera con México distante a unos 80 km.

El sitio se encuentra distribuido dentro de cinco fincas cafetaleras, cubriendo una extensión de aproximadamente 5.5 km cuadrados cuyo centro principal de ruinas se encuentra dentro de la finca Santa Margarita (Figura 2).

La importancia arqueológica de Tak´alik Ab´aj, fue notada hace un siglo, cuando el Dr. Levy Bruhl visitó el sitio en 1888. Después de esto, varios han sido los arqueólogos que han visitado o hecho estudios de los monumentos esculpidos del sitio, dentro de los cuales se puede mencionar a Karl Sapper, Walter Lehman, Eric Thompson, Tatiana Proskouriakoff, Edwin Shook, Lee Parsons, y Suzanne Miles, quién bautizó el sitio como Tak´alik Ab´aj, que en lengua K´iche´ significa “Piedra Parada”. A pesar de que los estudios realizados por ellos son de gran valor científico, no fue sino hasta 1976, cuando se inició el primer proyecto de investigación arqueológica formal en Tak´alik Ab´aj, bajo la dirección de John Graham de la Universidad de California en Berkeley. Dicho proyecto se extendió a cinco temporadas de campo que concluyeron en 1981. Los trabajos de este proyecto se concretaron al levantamiento de un mapa de la zona arqueológica y al estudio de las distintas manifestaciones escultóricas de los monumentos tallados, cuyas conclusiones finales aún se encuentran en proceso de estudio. Aunque muy poco fue tocado en su aspecto arquitectónico, los datos permiten entender que dentro de los montículos se encuentran restos arquitectónicos de singular importancia y en combinación con su variado contenido artístico y cultural de sus monumentos, el sitio fue catalogado como uno de los más extensos e importantes en el área mesoamericana.

 

01.88 - fig.01

Figura 1  El área Maya

 

01.88 - fig.02

Figura 2  Ubicación de Tak´alik Ab´aj

El plano elaborado por el proyecto pasado localiza alrededor de 70 diversos montículos, distribuidos sobre 9 terrazas artificiales que se desplazan de norte a sur ocupando una extensión de 5.5 km cuadrados (Figura 3). El mapa muestra únicamente los montículos mayores, mientras que aquellos menores a un metro no están aquí representados por estar cubiertos por una espesa capa de arena volcánica de la erupción del volcán Santa María en 1902. Durante el mapeo fueron registrados y mapeados más de un centenar de monumentos y estelas talladas y sin tallar.

Los estudios efectuados y los hallazgos de aquel proyecto, fueron básicos para establecer una justa valorización del sitio arqueológico, permitiendo conocer varias de sus características extraordinarias que privaron en la creación del actual proyecto.

ANTIGÜEDAD DEL SITIO EN SU CONTEXTO CON LA CULTURA MAYA

De conformidad con los estudios realizados antes mencionados, la estela más tardía fechada en cuenta larga (Estela 5), data del año 126 DC y comparativamente fue tallada 166 años antes que la estela más antigua de Tikal (Estela 29). Otros monumentos en Tak´alik Ab´aj fueron erigidos todavía en fechas más tempranas, como el caso del Monumento 1, fechado estilísticamente cerca del año 800 AC (Figura 4).

 

01.88 - fig.03

Figura 3  Tak´alik Ab´aj

 

01.88 - fig.04

Figura 4  Monumento 1 de Tak´alik Ab´aj

 

PRESENCIA OLMECA Y MAYA SIMULTÁNEAMENTE

 

No cabe duda que la existencia de monumentos escultóricos de estilo Olmeca en convivencia con monumentos con rasgos Mayas e inscripciones muy antiguas para el área, hacen de Tak´alik Ab´aj uno de los sitios más extraordinarios conocidos hasta la fecha. Esta característica eleva su valor científico a un grado superlativo.

ARQUITECTURA

Quizá uno de los aspectos que llama poderosamente la atención en Tak´alik Ab´aj, es que mientras los monumentos y estelas, colocadas al frente de las esculturas principales datan de la época Preclásica, las estructuras fueron construidas en la época Clásica Tardía, o sea muchos siglos después de que estos fueron tallados.

PROYECTO NACIONAL TAK´ALIK AB´AJ

Terminada la temporada de investigaciones del proyecto pasado y la abundancia de los hallazgos realizados, dieron lugar a pensar en la conveniencia de la creación de un proyecto enfocado en el estudio completo de los diferentes aspectos del sitio, pero este no fue posible sino hasta el año 1986, cuando el gobierno de Guatemala, consciente de la importancia que para la cultura universal representa Tak´alik Ab´aj, se decidió la creación del proyecto integrado por técnicos y profesionales guatemaltecos, el cual gracias al apoyo de las autoridades del Ministerio de Cultura y Deportes, de la Asociación Tikal y a José Luis Ralda, quién en forma generosa donó 11 manzanas de terreno, finalmente el proyecto fue iniciado en diciembre de 1987. La donación del Señor Ralda, cubre únicamente la sección Sur del área central de ruinas, y esta pendiente la donación de otras 11 manzanas condicionadas a que el Gobierno asfalte el acceso al sitio, con lo cual se cubrirá la parte central de las ruinas.

La creación del nuevo proyecto está fundamentada en una lista de prioridades basadas en los trabajos del proyecto anterior, en la puesta en valor de sus restos arqueológicos y en su importancia para el entendimiento de las culturas Olmeca y Maya dentro del territorio Mesoamericano. Por esto el proyecto se planteó la necesidad de realizar un intenso programa arqueológico sistemático, que incluye reconocimientos en todo el área arqueológica, patrón de asentamientos, excavación, análisis de los materiales encontrados, estudios escultóricos e iconográficos de los monumentos esculpidos y un programa de consolidación realista basado en los restos arquitectónicos que expongan a la vista su grandioso pasado. Paralelamente a estos objetivos y pensando en la conservación de sus monumentos en general, se incorporó al proyecto un importante programa de estudios ecológicos de la fauna y flora local cuyo objetivo es la reposición de la flora que cubrió originalmente el sitio, en la medida que sea posible. Es así como los objetivos del proyecto pretenden además de obtener un conocimiento más amplio de sus valores culturales, revitalizar el sitio incorporándolo al desarrollo nacional, y al mismo tiempo se constituye en una nueva fuente de trabajo para las comunidades vecinas y en un centro turístico internacional de primer orden.

OBJETIVOS DE TRABAJO PARA 1988

El mes de diciembre de 1987 y enero del presente año, fue un periodo de organización y planificación de metas a desarrollar, partiendo de las prioridades que los fondos pudieran cubrir. Fue así como se consideró la necesidad de la medición del área donada, brechado de los cuadrantes, un levantamiento de plano topográfico, limpieza de la basura orgánica, selección del área para la construcción de un modesto campamento, re‑excavación de los monumentos y estelas situadas al frente de las Estructuras 11 y 12, investigación arqueológica en las mencionadas estructuras, análisis de sus materiales de construcción con el objeto de encontrar los aglutinantes apropiados para realizar consolidación en sus restos arquitectónicos, reconocimientos arqueológicos en el área circunvecina, registro de los monumentos ya conocidos, análisis de los materiales arqueológicos procedentes de las excavaciones, estudios ecológicos en las márgenes de los ríos Ixchiya y Xab, estudio etno-histórico de la región.

Las investigaciones arqueológicas, se iniciaron en el mes de febrero, justo en el área seleccionada para la construcción del campamento, situado en los cuadrantes A1, A2, B1 y B2 (Figura 5) en donde por la naturaleza de los hallazgos aún se sigue trabajando. Durante este periodo se ha reexcavado y expuesto a la vista, los Monumentos 8, 9 y Estela 5 con su respectivo Altar 8. Aunque se está en época de lluvias, se ha solventado este problema mediante la construcción de techados de plástico en las áreas de excavación.

Partiendo de la donación de las 11 manzanas, se brechó el área en cuadrantes de 40 x 40 m con lo cual se implantó un sistema de coordenadas que permitan una exacta ubicación de las entidades culturales existentes. Las excavaciones toman su número de operación y suboperación de acuerdo al cuadrante donde se ubican. En cuanto a su separación en lotes, estos se controlan por niveles estratigráficos o cambios de colores y textura de los rellenos.

Los resultados preliminares de los trabajos hasta ahora realizados serán expuestos en este simposio por el personal técnico y profesional del proyecto, y se espera que para fines del presente año se esté publicando el primer informe de trabajo.

 

01.88 - fig.05

Figura 5  Cuadrantes de Tak´alik Ab´aj